Psicólogos especializados en el
Trastorno Límite de la Personalidad (TLP)

TRASTORNO LÍMITE DE LA PERSONALIDAD

¿Qué es el trastorno límite de la personalidad?

El Trastorno Límite de la Personalidad (TLP) se caracteriza por una significativa inestabilidad que afecta a todos o casi todos los aspectos del funcionamiento de la vida de la persona (relaciones, autoimagen, emociones, pensamientos y conducta).

En torno al 1,1 y el 2,5 % de la población padece TLP, siendo el riesgo de suicidio bastante elevado. El trastorno no sólo interfiere en la vida de la persona con TLP, sino que también lo hace en la vida de sus seres más allegados, suponiendo un reto difícil de manejar para familia, amigos y pareja. Además, existe un alto riesgo de que los hijos de personas con TLP desarrollen algún tipo de patología psicológica.

Muchas de las personas con TLP son inteligentes, pero su trastorno interfiere en su desarrollo normal lo que les acarrea dificultades para terminar sus estudios o mantener un trabajo. Suelen tener crisis en sus relaciones, se autolesionan de forma frecuente y recurren al abuso de sustancias.

Nuestros psicólogos en Málaga especialistas en Trastorno límite de la personalidad aseguran que es frecuente que la persona con TLP acudan a psicólogos en Málaga aparentemente por otros problemas asociados al TLP, como problemas de adicciones, problemas de estado de ánimo, ansiedad, trastornos de la conducta alimentaria o problemas en las relaciones interpersonales. Este hecho dificulta que pueda llevarse a cabo un correcto diagnóstico del trastorno por parte del psicólogo, dificultando así que se aplique la terapia específica para los casos de TLP.

TE AYUDAMOS

  • NUESTROS CENTROS

  • Centro: Alameda Principal 51

  • Centro: Alameda de Colón 16

  • Teatinos: Blvr Louis Pasteur 21
  • Vélez Málaga:Condado Huelva 9
  • Antequera: C/ Mesones 16
  • Ronda: C/ Médico Luis Peralta 2
  • HORARIO
  • Lunes a Sábado- 9:00 a 22:00

Síntomas del Trastorno Límite de la Personalidad

En las personas con TLP aparece una dinámica generalizada de inestabilidad de las relaciones sociales, la propia imagen, la afectividad y una significativa impulsividad, comenzando a aparecer durante la adolescencia y en diferentes contextos de su vida. Algunos signos característicos de las personas con TLP serían:

  • La persona suele esforzarse de forma extrema para evitar el abandono (real o imaginado) por parte de los demás.
  • Posee un estilo de relacionarse interpersonalmente inestable e intenso con tendencia a posicionar a los demás en una posición idealizada o, por el contrario, totalmente devaluada.

  • Experimenta de forma repetida problemas de identidad, con una marcada inestabilidad de la autoimagen y del sentido del yo.

  • Presenta una conducta impulsiva que se manifiesta en contextos perjudiciales para la persona (compras, consumo de sustancias, sexo, robos, conducción temeraria, atracones de comida, etc.)

  • La persona se autolesiona o amenaza con hacerlo o con quitarse la vida.

  • Existe una marcada inestabilidad en cuanto a afectividad se refiere debido a una fuerte labilidad del estado de ánimo, alternando estados depresivos, eufóricos, ansiedad o irritabilidad. Éstos no duran más de unas horas o pocos días.

  • La persona experimenta a menudo sensación de vacío o aburrimiento.

  • En ocasiones, aparecen episodios de ira intensa e inapropiada con dificultades para controlarla.

  • Experimenta síntomas momentáneos de ideación paranoide o síntomas disociativos relacionados con situaciones de estrés

Tratamiento del Trastorno Límite de la Personalidad en Málaga

Respecto al tratamiento farmacológico en pacientes con TLP, los estudios han concluido que éste constituye sólo una ayuda para la terapia psicológica, pero que el uso de fármacos únicamente, no constituye un tratamiento en sí mismo. Además, el uso de fármacos en personas con TLP conlleva una serie de riesgos específicos como dependencia o abuso de los fármacos, uso para conductas suicidas o “intención paradójica”. La “intención paradójica”, hace referencia a ciertos casos, en los que se ha comprobado que, sobre todo tras el uso de benzodiacepinas (que suelen ser prescritas cuando los pacientes experimentan cuadros agudos de ansiedad), se ha producido una intensificación de una crisis emocional que puede conducir a la persona a autolesionarse o llevar a cabo un intento de suicidio.

Respecto a la terapia psicológica para el trastorno límite de Personalidad, aunque existe la creencia muy extendida acerca de que el tratamiento del TLP no es exitoso, se trata de una creencia bien alejada de la realidad. Por un lado, es cierto, que existe una alta tasa de abandono precoz de la terapia en estos pacientes, ya que usan el abandono como otra forma más de hacerse daño así mismo. Pero, por otro lado, los estudios sobre eficacia en el tratamiento del TLP han demostrado que la terapia psicológica por parte de un psicólogo experto en este tipo de trastorno se perfila como el tratamiento más efectivo en estos pacientes.

Objetivos en la Terapia Psicológica en Pacientes Límite de la Personalidad

  • Reducir las conductas más peligrosas y problemáticas para la vida de la persona. Haciendo referencia a las conductas suicidas, las autolesiones, las explosiones de ira y las conductas impulsivas (como las compras, la conducción temeraria, los atracones de comida, el sexo, los robos, además del abuso de sustancias si lo hubiera).

  • Aumentar el control de las emociones y adquirir conciencia del problema. Se persigue que el paciente aprenda a identificar, conocer, aceptar y validar las emociones que experimenta, pero se aleje de los actos emocionales impulsivos.

  • Adquirir habilidades de afrontamiento de situaciones estresantes y aumentar la capacidad de resolución de problemas a través de herramientas adaptativas. De esta forma se propicia que el paciente se aleje de estrategias más emocionales que implican serias consecuencias negativas, como las autolesiones.

  • Modificar las creencias distorsionadas y combatir el pensamiento dicotómico. Las personas con TLP piensan de forma frecuente en términos dicotómicos (blanco o negro, todo o nada, etc.), provocando la aparición de emociones extremas, polarizando los conflictos y conduciendo así, a una toma de decisiones extrema e impulsiva. El objetivo de la terapia en este sentido es que el paciente aprenda a reinterpretar las situaciones de forma objetiva, racional y neutral, de modo que facilite llevar a cabo una conducta más adaptativa o sana.

En definitiva, el objetivo general es que el paciente persiga la estabilidad emocional, de tal forma que pueda lograr estabilidad en todas las áreas significativas de su vida (relaciones sociales, relación de pareja, ámbito familiar, estabilidad laboral, autoimagen, etc.), alcanzando una mayor adaptabilidad, disminuyendo los niveles de sufrimiento tanto para el paciente como para su entorno y mejorando los niveles de bienestar psicológico.

Por otro lado, además de trabajar con el paciente, resulta significativamente útil que algunas personas de su entorno más cercano, como podrían ser sus padres o su pareja busquen asesoramiento o terapia psicológica. El objetivo de dicha medida es que las personas allegadas puedan tener conocimiento de qué es el TLP, cómo funciona la persona con TLP y qué pueden hacer para ayudarla o incluso ayudarlas a gestionar momentos de crisis emocional.

Finalmente, dada la complejidad del TLP, resulta fundamental que el paciente busque atención psicológica especializada por parte de un psicólogo experto en el trastorno límite de personalidad que cuente con las herramientas más eficaces y las habilidades necesarias para manejar este tipo de casos.

CONTACTE CON PSICÓLOGOS MÁLAGA PSICOABREU

Le Llamamos GRATIS

Déjanos tu nombre y tu teléfono. En breve uno de nuestros Psicólogos en Málaga te llamará de forma gratuita para informarte sin compromiso.

Tu Nombre (*)

Teléfono: (*)

Gabinete preferente: (*)

Acepto los términos legales

Llámenos al:

952 40 40 40

Pida Cita: